Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 10 de enero de 2010

LA VENGANZA

La malvada hipotenusa capturó a Pi. Este gritaba desesperado, mientras retorcía su pequeño cuerpo intentando escapar.
Vi a mi vecino Ulpo regocijarse al observar desde su ventana el espectáculo. No pude más. Salté por el alféizar, agarré la manguera y di una rociada de agua fría a la atrevida gata, que soltó rápidamente al loro, quien al verse libre, voló hacia su rama en el árbol.

Estaba herido y se quejaba. Al darse cuenta de mi presencia, vino hasta mi hombro, buscando ayuda

Vi al vecino que continuaba riendo la gracia de su gata. Abrí toda la presión del grifo y enfoqué la manguera hacia su ventana.

En estos relatos de cien palabras, no hay que contar el contenido de la primera frase, ya que es la que da lugar al desarrollo de la historia

No hay comentarios:

Publicar un comentario